Talisman















































Últimos temas
» La NASA hará una prueba de defensa con un asteroide real el 12 de octubre
Jue Ago 10, 2017 10:35 pm por Talisman

» Una vida «diferente» es posible en Titán
Jue Ago 10, 2017 10:20 pm por Talisman

» La CGT ratificó la movilización del 22 agosto pero no habló de paro
Vie Jul 28, 2017 10:09 pm por Talisman

» Nueva encuesta en la provincia de Buenos Aires: Cristina ganaría casi con 40 puntos
Vie Jul 28, 2017 10:01 pm por Talisman

» Jorge Lanata fue deportado de Venezuela: "Nos hicieron un interrogatorio muy duro"
Vie Jul 28, 2017 9:57 pm por Talisman

» La Gran Mancha Roja de Júpiter, como nunca se había visto
Jue Jul 20, 2017 10:29 pm por Talisman

» Los exoplanetas con condiciones más extremas que se descubrieron hasta el momento
Jue Jul 20, 2017 10:03 pm por Talisman

» Hay 4,5 veces más de gente en situación de calle que la reconocida por la Ciudad
Miér Jul 19, 2017 10:48 pm por Talisman

» La UIA alertó que en el sector fabril "no hay generación de empleo"
Miér Jul 19, 2017 10:42 pm por Talisman

» Murió Landrú, una leyenda del humor gráfico argentino
Miér Jul 19, 2017 10:18 pm por Talisman

» Encuesta K: CFK sube, Cambiemos se estanca
Miér Jul 19, 2017 10:10 pm por Talisman

» Encuesta de Aragón: CFK lidera
Miér Jul 19, 2017 10:02 pm por Talisman

» Europa, a la conquista del primer planeta
Jue Jul 06, 2017 11:00 pm por Talisman

» Las moléculas orgánicas nacen al mismo tiempo que las estrellas
Jue Jul 06, 2017 10:37 pm por Talisman

» Preocupación mundial por los asteroides, las montañas que caen del cielo
Jue Jul 06, 2017 10:29 pm por Talisman

» Incidentes en Hamburgo en medio de la cumbre del G20: la particular bandera para Mauricio Macri
Jue Jul 06, 2017 9:58 pm por Talisman

» Lo que sabemos sobre el Planeta 9
Vie Jun 23, 2017 11:09 pm por Talisman

» Llega el «Planeta 10»
Vie Jun 23, 2017 11:03 pm por Talisman

» La galaxia «muerta» que cambiará lo que sabemos del Universo
Vie Jun 23, 2017 10:58 pm por Talisman

» La NASA descubre diez nuevos planetas que podrían albergar vida
Vie Jun 23, 2017 10:53 pm por Talisman

» ¡Sorpresa! Júpiter es más antiguo que el Sol
Vie Jun 23, 2017 10:47 pm por Talisman

» Némesis, la estrella compañera del Sol, existió de verdad
Vie Jun 23, 2017 10:42 pm por Talisman

» Confirmado: vivimos en el borde de un descomunal vacío cósmico
Jue Jun 08, 2017 10:20 pm por Talisman

» Descubren un planeta infernal más caliente que las estrellas
Jue Jun 08, 2017 10:12 pm por Talisman

» Descubren una nueva supertierra, el mejor candidato para buscar vida extraterrestre
Jue Jun 08, 2017 10:06 pm por Talisman

» Un planeta gigante y con anillos causa misteriosos eclipses
Jue Jun 08, 2017 10:00 pm por Talisman

» Inflación 2017: cuánto midieron los gremios, las consultoras y el INDEC
Jue Jun 08, 2017 9:38 pm por Talisman

» Cristina contra Macri: "¿¿¿Qué más quiere que ajusten los argentinos???"
Jue Jun 08, 2017 9:28 pm por Talisman

» "Los macristas no tienen ni vocabulario para los Derechos Humanos"
Jue Jun 08, 2017 9:24 pm por Talisman

» La NASA anuncia el hallazgo de 1.284 nuevos planetas, la mayor detección de la historia
Vie Mayo 26, 2017 11:40 pm por Talisman

Alegría
Acceso Ciencia Ficción
Homenaje
Pronóstico Buenos Aires
Agosto 2017
LunMarMiérJueVieSábDom
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
28293031   

Calendario Calendario

Conectarse

Recuperar mi contraseña


La economía, gran elector (contra Cristina) en octubre

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

La economía, gran elector (contra Cristina) en octubre

Mensaje por Talisman el Sáb Ago 17, 2013 8:27 pm

El bolsillo es un elector de enorme poder. Cuando el nivel de actividad económica es bueno, los candidatos del gobierno de turno suelen ser favorecidos por el voto popular. Cuando el crecimiento económico es pobre o negativo, la cantidad de votos de los partidos de la oposición suele crecer. Un buen contexto macroeconómico puede suavizar el normal desgaste que provoca muchos años en la administración y amortigua el efecto negativo de las malas políticas sobre el resultado electoral. Un mal escenario económico potencia el rechazo electoral por el desgaste de ejercer la administración y profundiza el impacto negativo de las malas políticas sobre el caudal de votos. En junio 2013 el nivel de actividad presenta una tasa de crecimiento interanual del 2.1% y una variación acumulada en los últimos 12 meses de -0.2%. En este escenario, en las elecciones primarias del domingo 11/08 y teniendo en cuenta sólo lo nacional, el oficialismo obtuvo el 27,5% de los votos a senadores y el 26,31% de los votos a diputados. Este resultado muestra que el oficialismo perdió casi 4 millones de votos, la mitad de la sangría provino de la provincia de Buenos Aires. Y en octubre sería peor.


El escenario 2013 cambió para peor y la actual tasa de crecimiento no alcanza para tapar ningún síntoma negativo. Puntualmente, en un contexto de deterioro estructural macroeconómico creciente, las equivocadas decisiones de política económica, principalmente el cepo cambiario, enfriaron fuertemente el nivel de actividad en Argentina. En este marco, el anémico crecimiento de 2012 (+1.4%) y 2013 (+2.5%) no sólo no sirve para contrarrestar el deterioro estructural macro de nuestra economía y el desgaste de la imagen del gobierno, sino que lo potencian fuertemente. Es decir, tanto lo coyuntural como lo estructural de nuestra economía juegan en contra de la imagen y del caudal de votos del oficialismo. Los problemas estructurales sin resolver y las inconsistencias de política económica aumentan, atentando contra las expectativas positivas, la inversión y por ende contra la generación de puestos de trabajo genuinos en el sector privado y la tasa de crecimiento del nivel de actividad.
CIUDAD DE BUENOS AIRES (Economía & Regiones). La economía incide siempre en los procesos electorales. Cuando el nivel de actividad económica es bueno, los candidatos del gobierno de turno suelen ser favorecidos por el voto popular. 
 
Por el contrario, cuando el crecimiento económico es pobre o negativo, la cantidad de votos de los partidos de la oposición suele crecer. A su vez, un buen contexto macroeconómico puede suavizar el normal desgaste que provoca muchos años en la administración y amortigua el efecto negativo de las malas políticas sobre el resultado electoral. 
 
Por el contrario, un mal escenario económico potencia el rechazo electoral por el desgaste de ejercer la administración y profundiza el impacto negativo de las malas políticas sobre el caudal de votos.
 
En octubre de 2007 la tasa de crecimiento de la economía1 ascendía a 10.9% interanual (9.1% en el acumulado de los 12 meses) y en las elecciones para elegir Presidente de la Nación CFK obtuvo el 45,29% de los votos, resultando de ese modo elegida Presidenta de la Nación en primera vuelta con mucha ventaja sobre el segundo, que apenas supero el 23% de los sufragios. Obtuvo 78 diputados, ganando 13 bancas para obtener mayoría absoluta (153).
 
En junio 2009 el nivel de actividad registraba una variación interanual negativa de 5.9% (-2.7% en el acumulado de los 12 meses). En ese marco, en la elección para renovar la mitad de los diputados, los candidatos del gobierno obtuvieron el 31.2% de los votos. El oficialismo perdió 29 bancas.
 
En octubre 2011 se realizaron las elecciones presidenciales junto a las elecciones legislativas.
 
En ese momento, el nivel de actividad económica crecía a un ritmo de 6.8% interanual y 8.3% en el acumulado de los últimos 12 meses, de acuerdo al Indice Sintético de Actividad Económica de E&R (ISAE E&R). CFK resultó reelecta la Presidenta de la Nación con más del 54% de los votos y por una diferencia de 38 puntos porcentuales con respecto al candidato que salió en segundo lugar. En la esfera parlamentaria se renovaban 130 cargos de diputados y 24 de senadores. El oficialismo obtuvo 50 diputados y 16 senadores, lo cual implicó perder un solo diputado y mantener sin cambios la cantidad de senadores que poseía previo a los comicios.
 
En junio 2013 el nivel de actividad presenta una tasa de crecimiento interanual del 2.1% y una variación acumulada en los últimos 12 meses de -0.2%. En este escenario, en las elecciones primarias del domingo pasado y teniendo en cuenta sólo la esfera nacional, el oficialismo obtuvo el 27,5% de los votos a senadores y el 26,31% de los votos a diputados. Este resultado muestra que el oficialismo perdió casi 4 millones de votos, la mitad de la sangría provino de la provincia de Buenos Aires.
 
De hecho, el índice de confianza del gobierno, que elabora la UTDT (Universidad Torcuato Di Tella), va “de la mano” del nivel de actividad económica e impacta en el resultado del oficialismo en las elecciones. En épocas de “vacas gordas” y fuerte confianza en el gobierno se dan buenos resultados electorales para el oficialismo. Ocurre lo contrario, en épocas de “vacas flacas.
 
Está claro que el resultado electoral que obtuvo el oficialismo en las recientes elecciones se explica, en parte, por el entorno macroeconómico negativo y el anémico crecimiento y por el propio desgaste que genera estar en el poder durante diez años. Es más, en estas elecciones el deterioro macroeconómico potenció el desgaste del gobierno frente al electorado, quitándole un importante caudal de votos.
 
El entorno y el crecimiento macroeconómico anémico, creemos que son variables más relevantes que el desgaste del ejercicio del poder, para explicar el mal resultado electoral del oficialismo. Es decir, un buen entorno macro y una economía creciendo vigorosamente suele postergar en el tiempo el desgaste del ejercicio del poder. Por el contrario, problemas estructurales sin resolver, bajo crecimiento, falta de generación de empleo genuino como alta y creciente inflación suelen adelantar en el tiempo y potenciar el desgaste del ejercicio del poder.
 
Inclusive, hilando más fino, se pude concluir que el crecimiento económico puede ser en ocasiones más importante que el entono macro. Es decir, un buen crecimiento económico puede “tapar” el deterioro macro y amortiguar sus efectos negativos sobre el caudal de votos del oficialismo. De hecho, esto fue lo que sucedió en las elecciones presidenciales de 2011.
 
En aquel momento, el fuerte rebote del nivel de actividad le permitió al gobierno nacional ganar las elecciones en 2011, porque logró contrarrestar el desgaste del ejercicio del poder y el creciente deterioro del entorno estructural macroeconómico argentino: inflación en aumento, déficit fiscal creciente, deterioro del balance del BCRA; emisión monetaria creciente para financiar el déficit fiscal, aparición del déficit comercial energético, fuga de capitales crecientes que trepó a más de US$ 21.000 millones en 2011, trabas a las importaciones (mayo 2011); etc.
 
Sin embargo, el escenario 2013 cambió para peor y la actual tasa de crecimiento no alcanza para tapar ningún síntoma negativo. Puntualmente, en un contexto de deterioro estructural macroeconómico creciente, las equivocadas decisiones de política económica, principalmente el cepo cambiario, enfriaron fuertemente el nivel de actividad en Argentina. 
 
En este marco, el anémico crecimiento de 2012 (+1.4%) y 2013 (+2.5%) no sólo no sirve para contrarrestar el deterioro estructural macro de nuestra economía y el desgaste de la imagen del gobierno, sino que lo potencian fuertemente. Es decir, tanto lo coyuntural como lo estructural de nuestra economía juegan en contra de la imagen y del caudal de votos del oficialismo.
 
Los problemas estructurales sin resolver y las inconsistencias de política económica aumentan, atentando contra las expectativas positivas, la inversión y por ende contra la generación de puestos de trabajo genuinos en el sector privado y la tasa de crecimiento del nivel de actividad. 
 
Lo más probable sería que el gobierno no modifique sus políticas, sino que las intensifique aún más, por lo que los problemas estructurales y las inconsistencias de política seguirían en aumento.
 
Paralelamente, lo más probable es que la soja y Brasil comiencen a jugar menos a favor que en el pasado, por lo que el escenario económico internacional no tendría capacidad de contrarrestar los problemas económicos domésticos y no contribuiría a ponerle un elevado piso a la tasa de crecimiento doméstico. Es decir, tanto el escenario económico internacional como doméstico contribuirían a que la tasa de crecimiento del nivel de actividad continúe siendo anémica en 2013/2015.
 
De hecho, estimamos que lo más probable sería que la tasa de crecimiento se ubicara en torno a 2.5% (2013); 1.8% (2014) y 1.5% (2015), por lo que el nivel de actividad no tendría capacidad ni de revertir, ni de amortiguar los efectos negativos del deterioro estructural macro y de la imagen negativa del gobierno en el electorado. 
 
Por consiguiente, sería probable que los resultados electorales del oficialismo no fueran buenos en octubre 2013 y en 2015.
avatar
Talisman
Admin
Admin

Mensajes : 16537
Fecha de inscripción : 03/11/2012
Localización : Buenos Aires, Argentina

Ver perfil de usuario http://elojodeltalisman.foroargentina.net

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.